Resuelve tus dudas financieras
Mi Empresa

Las preguntas que debes hacerte antes de formar un negocio

Publicado por Francisco de Con Letra Grande

Francisco es experto en ahorro, endeudamiento, consumo y tarjetas de crédito.

Son muchas las razones por las que las personas deciden iniciar su propio negocio. Desde cambiar al mundo hasta mejorar una experiencia de producto o servicio; incluso, por aburrimiento.

Todas son válidas.

No obstante, no todas las personas tienen el carácter o personalidad para tener, menos dirigir una empresa.

Ciertamente, nada les impide desarrollar estas habilidades en el camino, pero se sumará a un proceso de aprendizaje que ya es arduo y desafiante.

¿Tienes lo que se necesita?

Te invitamos a responder estas preguntas básicas, agrupadas en cuatro aspectos clave que te ayudarán a evaluar si es el momento de dar este importante paso en tu vida profesional.

1. ¿Mi idea es buena?

Ten cuidado con enamorarte de tu idea de negocio. Todos los emprendedores lo hacen; si bien ayuda mucho confiar en que tu proyecto es posible, enceguecerte y descuidar las alertas que indican lo contrariesto terminará por llevarte al fracaso.

Fracasar en un negocio no es malo, pero no todo el mundo está dispuesto o preparado a enfrentarlo.

Debes tener presente varios factores al momento de basar tu futuro personal, profesional y económico en tu próximo emprendimiento:

  • ¿Por qué quiero tener mi negocio?
  • ¿Qué experiencia o situación me trajo a este punto?
  • ¿Lo estoy haciendo porque quiero o porque no hay otra alternativa?
  • ¿Qué tipo de negocio será el mío?
  • ¿Venderé productos, servicios o ambos?
  • ¿Puede mi negocio funcionar sin mí?
  • ¿Por qué creo que mi negocio va a funcionar?
  • ¿Es mi idea única?
  • ¿Cuál será mi ventaja competitiva?
  • ¿Mis competidores podrán copiar mi idea?
  • ¿Son mi educación y mi experiencia laboral importantes para mi negocio?
  • ¿Mi idea requiere de innovación tecnológica?
  • ¿Cuál es la importancia de mi negocio?
  • ¿A quiénes beneficio con mi idea?

 

2. ¿Tengo capital suficiente?


Es la pregunta que cae de cajón. Todos los sueños y planes de tu emprendimiento pueden ser increíbles pero quedar nada si no hay financiamiento para concretarlos.

Hazte las siguientes subpreguntas para aclarar bien en qué situación monetaria estás y cuáles son las proyecciones financieras para tu negocio:

  • ¿Tengo los ahorros suficientes para empezar?
  • ¿Cuánto de mi propio dinero puedo destinar a formar un negocio?
  • ¿Cuento con capital suficiente para financiar mi vida y mi negocio al mismo tiempo?
  • ¿Recibo el apoyo personal y financiero de mi familia y amigos?
  • ¿Cumplo con los requisitos que me permitirán obtener un crédito empresarial?
  • ¿Tengo deudas en el banco u otra institución financiera que limite mis opciones de crédito?
  • ¿Cuándo podré autofinanciarme con mi negocio?
  • ¿Cuáles son las proyecciones financieras de mi negocio para el primer, tercer y quinto año?
  • ¿Tengo planes de vender mi negocio a la primera oferta o prefiero hacerlo crecer?
  • ¿Hay un plan B si mi negocio fracasa?

 

Quiero aprender a ordenar mis gastos
3. ¿Puedo ser mi propio jefe?


A algunas personas les gusta tomar decisiones, a otras no. Ten en consideración esta característica al momento de evaluar independizarte.

Si tu respuesta es sí, tampoco des por hecho que será fácil. Si trabajaste para terceros antes, la toma de decisiones es distinta a cuando lo haces por tu cuenta.

Así que responde primero estas preguntas secundarias para asegurarte:

  • ¿Cuáles son mis mejores y peores atributos?
  • ¿En qué destaco y en qué no?
  • ¿Cómo reacciono ante situaciones inesperadas o urgencias?
  • ¿Me gusta trabajar en equipo o prefiero hacer todo yo?
  • ¿Escucho las ideas y sugerencias de otras personas?
  • ¿Puedo hacerlo solo o necesito un socio?
  • ¿Conozco todos los procesos y pormenores asociados a mi idea de negocio?
  • ¿Tengo la capacidad de contratar y despedir a alguien?
  • ¿Qué sacrificios estoy dispuesto a hacer y a exigir de mis colaboradores?


4. ¿Soportas el estrés?


Es importante estar en un buen momento personal, de salud y económico al momento de formar tu propio negocio.

Al principio deberás preocuparte de todo, desde darle forma a la idea de negocio y concretar las reuniones con clientes, hasta pagar las cuentas. Este proceso te exigirá física y emocionalmente durante un buen tiempo, y te demandará más tiempo y dedicación de lo normal.

Para saber si tienes la entereza que te permitirá superar esta etapa en buen pie, responde las siguientes preguntas:

  • ¿Dejé mi trabajo anterior por estrés o aburrimiento?
  • ¿Mi situación familiar puede influir en tu negocio?
  • ¿Tengo las capacidades y habilidades sociales para manejar un negocio?
  • ¿Qué sacrificios y riesgos estoy dispuesto a tomar?
  • ¿Trabajaré en lo que quiero o supliré una necesidad de terceros?
  • ¿Estoy formando el negocio por necesidad o placer?
  • ¿Trabajo mejor de día o de noche?
  • ¿Mis decisiones en el pasado han sido acertadas?
  • ¿Tengo las energías suficientes para trasnochar?
  • ¿Sufro de alguna condición emocional que pueda afectar el éxito de mi negocio?
  • ¿Soy optimista o pesimista cuando la cosas van mal?

 

Conclusión


No te desanimes si respondes más “no” que “sí”. Tampoco te confíes demasiado si respondes positivamente a todo.

Estas preguntas te permitirán conocer en qué estado estás para empezar tu propio negocio.

Si considera que te faltan capacidades, siempre puedes actualizar tus conocimientos y habilidades con alguna capacitación o estudiando alguna carrera. Incluso, pedir ayuda de familiares y conocidos que tengan su propio negocio; su experiencia será valiosa.

En cambio, si no te sientes preparado por algún problema emocional o personal, es recomendable que resuelvas ese tema primero antes de iniciar un proceso que podría ahondar o empeorar las cosas.

La idea es que tu negocio no termine siendo una dificultad, sino una ayuda para que te desarrolles plenamente como persona y profesional.

BCI

Guía de planificación financiera para lograr tus sueños

¿Cómo ordenar mis gastos? ¿Cómo organizar mis finanzas personales? Con compromiso, disciplina y constancia. En esta guía de finanzas personales compartimos información práctica para ordenarte y llegar con más dinero a fin de mes.

Quiero mi guía

Déjanos tu comentario