Resuelve tus dudas financieras
Alivio Vivir educación financiera

Conoce estas técnicas para ahorrar en gastos comunes

Publicado por Paola de Con Letra Grande

Paola es experta en finanzas personales y educación financiera

Si vives en departamento o condominio, uno de los pagos que haces mensualmente son los gastos comunes. Entérate cómo lograr que este valor disminuya sin perjudicar el correcto funcionamiento de tu hogar y comunidad.

Vivir en comunidad en Chile tiene grandes beneficios como la seguridad, instalaciones, mantención de los bienes comunes, pero también costos por concepto de gastos comunes.

El pago mensual de estos varía según el edificio y aumenta cada año. De hecho, durante el 2018 hubo un alza del 4,8%, llegando a costar en promedio $97.000 en la Región Metropolitana, según datos del Instituto Nacional de Estadísticas (INE) publicados en la plataforma ComunidadFeliz.cl.

¿Cómo disminuir los gastos comunes para aumentar tus ahorros? Acá te explicamos algunas acciones aplicables en la administración de cualquier edificio.

1. Revisa los proveedores de las mantenciones y certificaciones.

Es posible rebajar hasta en $400.000 mensuales las mantenciones de los ascensores, licitando el servicio o negociando con las empresas que están inscritas en el Ministerio de Vivienda directamente, informa el diario La Nación.

Guiándonos por este artículo, es factible solicitar a la administración del condominio:

  • Que revise los actuales contratos con los proveedores. ¿Ofrecen un buen servicio? ¿Hay otros proveedores en el mercado con un servicio de igual calidad e inferior valor?
  • Evaluar la licitación de los servicios o solicitar rebaja por las mantenciones a los actuales proveedores si se asegura una periodicidad anual.

Ten presente que las mantenciones y certificaciones deben estar al día para evitar a futuro gastos por incidentes o deterioro de material.

 

¡Quiero saber más!

 

2. Analiza las instalaciones comunes y su uso.

Cada vez más edificios incluyen espacios públicos que aumentan los gastos comunes, como las piscinas, quinchos, jardines, calefacción centralizada, servicio de lavandería, etc.

Para que en el mediano o largo plazo tú y el resto de los residentes ahorre, procura:

  • Si es posible que los que ocupen estos espacios paguen extra. Por ejemplo, el uso y aseo de estas instalaciones no debe ser un costo adicional para toda la comunidad.
  • Revisar si la iluminación del condominio es la adecuada. Si no es así, plantea la opción de contar con ampolletas LED de bajo consumo en todo el recinto.
  • Estudia junto con otros vecinos otras ideas para reducir los costos de electricidad, calefacción y aire acondicionado.

3. Ocupa tecnología para gestionar tus gastos comunes.

Hay aplicaciones tecnológicas que ayudan a la administración y correcto funcionamiento de los recursos de una comunidad, evitando el desperdicio.

Por ejemplo están Edifito y Comunidadfeliz , plataformas con las que conoces la recaudación de gastos comunes, reportes, gastos controlados y no controlados de la comunidad. Además de información sobre las asambleas realizadas y acuerdos establecidos.

Asegúrate de conversar con la administración de tu edificio para incorporar estos instrumentos en la gestión.

Llega con estas ideas a tu próxima reunión de comunidad

Tengas o no relación con la administración de tu edificio, es posible que adoptes y promuevas técnicas para ahorrar en gastos comunes.

Revisar los contratos de servicios actuales, los niveles de consumo de espacios públicos y gastos transversales como electricidad y calefacción son un buen punto de partida.

¡No pierdas tiempo y plantea cambios en beneficio del ahorro!

 

Nueva llamada a la acción

 

Déjanos tu comentario